Blog: Kaizen
confianza del consumidor

La publicidad y el marketing están a la orden del día. Sin ellos no eres más que un oferente más en un inmenso océano de productos y empresas con altos grados de sustitución. Las posibilidades que ofrece el marketing son de sobra conocidas y las herramientas para la comunicación empresa-consumidor evolucionan día a día. Las empresas saben que deben atajar acciones de marketing para lograr crear una imagen corporativa única que consiga diferenciarles de la competencia. Ahora bien, para buscar la efectividad debemos considerar cuál es el mejor camino para esas acciones.

Todo proceso de compra del consumidor consta de al menos 5 etapas que llevan a la posterior adopción de una marca como favorita y recurrente en futuras compras, estas etapas son:

«Reconocimiento de la necesidad → Búsqueda de información → Evaluación de alternativas

→ Compra → Evaluación post-compra»          

John Dewey, 1910

De este modo el objetivo de toda acción de marketing es atraer al consumidor potencial dentro de la fase de búsqueda. En esta etapa los consumidores buscan entre las diferentes ofertas alguna en la que confíen que podrá cubrir sus necesidades; pero ¿en qué confían los consumidores?

“Global Trust in Advertising 2015”, el último estudio publicado por la agencia Nielsen experta en el análisis del consumidor a nivel global, nos facilita estos datos.

Actualmente es el Word-of-Mouth o Boca-a-Oreja el método de transmisión de información que mayor grado de confianza presenta; un 83% de los consumidores confían en la información recibida mediante este mecanismo; por otro lado un 66% confía en las opiniones de consumidores posteadas online. Así pues herramientas clave para aprovechar estos altos niveles son: fomentar la plataforma online para el registro de las experiencias de nuestros clientes, conocer y cuidar los niveles de satisfacción, contactar con inflluencers para la difusión de nuestros productos o servicios…

Además de esto, determinar bien la imagen corporativa fomenta esa emisión de confianza hacia los consumidores potenciales. El estudio refleja que un 70% de los consumidores confían en la imagen que muestra una buena web bien definida y personalizada; asimismo un 61% reafirma la imagen de marca mediante los patrocinios que esta acomete. De este modo saber definir bien nuestra imagen de marca y fomentarla es un must.

Así pues la herramienta que puede abarcar todos estos aspectos es el social media. Definir, crear y difundir son solo algunos de los principales beneficios que un conjunto de redes sociales, bien tratadas, puede reportarnos.

¿Todavía sigues pensando que las redes sociales no aportan valor en la comunicación de tu idea de negocio?

Miriam Martínez Pardo

Deja un comentario

¡Hablemos! whatsapp